Culturas contemporáneas de España y Latinoamérica a diario
-
sábado 24 de febrero de 2018
Redpem Daniel Melero
Daniel Melero

Recomendaciones REDPEM (XLIX)

¡Albricias! Vuelven a Zona de Obras los recomendados de la Red de Periodistas Musicales en Iberoamérica (REDPEM) con colaboraciones desde diferentes lugares de una geografía unida por el idioma y la música. En Cuba, Rafa G. Escalona nos presenta una propuesta de rock emergente de la Isla; luego bajamos a territorios australes donde Humphrey Inzillo sugiere la audición de una suerte de superbanda uruguaya; y de nuevo nos vamos hacia el norte, de la mano de Juan Carlos Hidalgo, quien reseña lo nuevo de una leyenda del rock latinoamericano. En este número le damos la bienvenida a un nuevo colaborador, José Fajardo, que nos sugiere la música mestiza de una joven cantante porteña residente en Madrid. Y para el cierre, Jaime Andrés Monsalve salta de Colombia a Panamá para presentarnos lo nuevo de una legendaria banda de calypso centroamericana, para luego completar la vuelta a Cuba con Betto Arcos, que nos resume sus percepciones sobre un importante festival de jazz que tiene sede en La Habana.

 

Rafael Escalona Redpem

RAFA G. ESCALONA (Cuba)
1989, de Héctor Téllez Jr.
«En los últimos tiempos hemos visto con alegría que el panorama del rock cubano comienza a oxigenarse con propuestas que exploran otros caminos diferentes al ya bien transitado heavy metal. Un representante de esta nueva hornada es 1989 (2017), disco de debut del cantante, guitarrista y bajista Héctor Téllez Jr. Ex integrante de Los Boys, banda ya disuelta que emergió desde el funk y el pop rock y logró hacerse de un público fiel en la noche habanera, Téllez se ha lanzado al ruedo en solitario con una interesante propuesta. Su destreza vocal y como instrumentista, sumada a su magnética presencia escénica, son sus principales cartas de presentación, pero aún está por verse si encuentra acogida entre el público cubano, en el que propuestas estéticas como la suya –que parten del rock pero no vacilan en incorporar elementos de otros géneros como la música disco y la electrónica– siguen sin hallar un verdadero hogar. Las deudas de Téllez Jr. con el blues-rock y el rock pesado de los 60 y 70 de bandas como Led Zeppelin aún son demasiado evidentes, pero en sus composiciones se vislumbra un artista inquieto, un bloque de mármol por desbastar del que pueden salir no pocas piezas notables. En el álbum destacan temas como Tú, una balada synth-pop, Lonely Road, un lamento blues a lo B.B. King, y la portentosa El día que nos vive, ambiciosa composición que cierra el disco y nos confirma que estamos en presencia de un serio jugador y no del noveno chico con guitarra jugando a ser músico. 1989 es el primer paso al frente de Héctor Téllez Jr., y nos promete más de lo que nos afirma. Solo nos queda esperar que la oportunidad, su imaginación e inquietud lo lleven a encontrar los adecuados compañeros de ruta para convertir en realidades todas esas canciones que parece tener en la cabeza».

Redpem Héctor Téllez Jr


Humphrey Inzillo Redpem

HUMPHREY INZILLO (Argentina)
Mandrake y Los Druidas, de Mandrake y Los Druidas (Uruguay)
«Autor de clásicos como Amor profundo (popularizado por la versión de Jaime Roos y la voz murguista del Zurdo Bessio), Cococho y Miriam entró al Hollywood, el uruguayo Alberto Mandrake Wolf es uno de los compositores más notables del Río de la Plata. Su nuevo proyecto, Mandrake y Los Druidas, es un cuarteto que se completa con el guitarrista Ignacio Iturria (Croupier Funk), el bajista Ignacio Echeverría (Buenos Muchachos) y el baterista, ¡y armonicista!, Federico Anastisiadis (Oro). Su álbum de debut, editado por el sello Bizarro, incluye once nuevas canciones, con un sonido esencialmente rockero, potente y crudo, con aires de blues. “Llevame al Mississippi, llevame a los dulces flamencos, llevame Cuareim y Ansina, llevame donde suene la música hoy”, canta Mandrake en Cerca de cualquier lugar del mundo, dando cuenta de algún modo de la universalidad de la música y, al mismo tiempo, de su voracidad estética. El álbum cierra con La caravana, compuesta junto al gran Kiko Veneno».

Estos son los días (videoclip)

 


Juan Carlos Hidalgo Redpem

JUAN CARLOS HIDALGO (México)
Cristales de tiempo, de Daniel Melero (Argentina)
«Que aparezca un nuevo disco de un músico con una trayectoria tan larga e influyente como la del argentino Daniel Melero es de por sí un acontecimiento. Tiene sesenta años de edad y ahora ha llenado sus temas con alusiones a científicos (Guante de astronauta) y exploradores como Ernest Shackleton, lo que es evidente en Viaje peligroso y la portada misma. En la sensación general del álbum se nota a un creador muy cómodo, muy relajado y disfrutando de su electrónica suave imbuida por el ambient y que al tornarse canción le hereda su sutileza. Aquí hay un autor experimentado en pleno disfrute y que, en Cristal, que cierra el disco, obtiene sus mejores réditos. Pero otro aspecto interesante procede del proceso mismo de publicación; resulta que las actuales condiciones de la industria llevan a los artistas a segmentar sus ediciones para territorios o mercados específicos; eso por un lado. Pero también tales circunstancias animan a que un consorcio muy importante en México de tiendas de discos y que cuenta con una revista (Círculo Mixup) para promover la música y otras expresiones culturales coedite también materiales propios. Es así como la cadena Mixup se une a Molécula Records para sacar la versión mexicana de un trabajo que parece dedicado a melómanos y apasionados del rock y la electrónica latinoamericanas. El Melero de 2018 sigue enamorado de los paisajes sonoros y las propiedades hipnóticas de la música. No le importa colgarse de la última cresta de la ola sino aferrarse al oficio que ha consolidado su nombre a través de los años: es un compositor de cepa. Delicatessen sonoro para finos escuchas».

Daniel Melero Cristales de tiempo

 


Redpem Jose Fajardo

JOSÉ FAJARDO (España/Colombia)
La sandunguera, de Nathy Peluso (Argentina/España)
«Nació en Buenos Aires, pero vive en Madrid. A sus veintipocos años, Nathy Peluso se considera libérrima y nómada. Y así es su música: una sorpresa que no cesa, donde destacan su inclinación estética por el hip hop (llegó a los clásicos del rap de los 90 a través del reggae), a lo que añade ritmos negros y latinos junto a un bagaje sonoro sin aparente lógica (entre sus artistas de cabecera cita a Armando Manzanero y a Nina Simone junto a The Notorious B.I.G. y Caetano Veloso, entre otros), fruto de una educación artística intuitiva y alejada de la ortodoxia (a los nueve años formaba parte de un coro y después ha profundizado en el teatro, la performance y otras muchas disciplinas). En la capital de España se ha relacionado con la efervescente escena local del trap y la música urbana a partir de colaboraciones y amistades con artistas como Lasser y Cráneo (del colectivo Fanso) y el productor de r&b experimental Odd Liquor. En Esmeralda (2017) recordaba fugazmente a las rimas sensuales pero rabiosas de las andaluzas Mala Rodríguez o Gata Cattana, rapera y poetisa que murió hace un año, a los 26; lo mismo que a la fusión de ritmos de la chilena Ana Tijoux, incluso a la chulería de Mucho Muchacho. La sandunguera es mucho más: una ametralladora que arroja letras personales plagadas de surrealismo psicodélico junto a bases de fondo construidas con jazz, soul, r&b, hip hop… Si el año pasado fue el de su revelación, 2018 es el de su consagración como una de las voces más poderosas de la nueva música urbana mestiza en español. Abran paso a la fakin jefa, como ella misma se hace llamar».

La sandunguera (videoclip)

 


Jaime Andrés Monsalve Redpem

JAIME ANDRÉS MONSALVE (Colombia)
Cincuenta, de The Beachers (Panamá)
«La provincia de Bocas del Toro, en Panamá, es territorio privilegiado de mar, clima, playas, islas, más de cincuenta cayos e islotes en cantidades inimaginables. Si la sola descripción de tan paradisíacos parajes activa el impulso de salir corriendo en busca de unas vacaciones, la sabrosa música de la región no se lo hará pensar dos veces: gracias a su cercanía con la legendaria cuna del calypso, la costarricense provincia de Limón, Bocas del Toro ha contribuido a esa historia de sonido caribe y antillano con su propia versión del género, que no deja de tener notas de la cumbia panameña para acordeón, de mejorana y hasta de garífuna y salsa. Pioneros del asunto son los integrantes de The Beachers, banda conformada en 1966 por el pianista Lloyd Gallimore, convocado en ese entonces por otros colegas para suplir el vacío que el grupo de moda en la ciudad dejaba en la congregación religiosa de Bocas del Toro, por emprender una gira. Así nació lo que el pianista de jazz Danilo Pérez ha llamado el equivalente panameño del Gran Combo de Puerto Rico. En conmemoración de su medio siglo cumplido y después de años de no grabar, la banda se puso en manos del inquieto productor y gestor cultural Billy Herron para lanzar un nuevo trabajo. Cincuenta es un compendio de calypso, salsa, reggae, bolero y toques de jazz latino que recrea algunos de los clásicos de la banda como África caliente y Bocas del Toro así como temas nuevos, con la participación especial del salsero Camilo Azuquita y de la juvenil banda de reggae Pureza Natural, entre otros. Búsquelo en plataformas si no lo consigue en físico: yo le aseguro que lo nuevo de The Beachers garantiza el más delicioso comienzo de año posible».

Redpem The Beachers

 


Betto Arcos Redpem

BETTO ARCOS (México/Estados Unidos)
Festival Internacional Jazz Plaza, en La Habana, Cuba
«La fría medianoche del miércoles 17 de enero, en la Casa de la Cultura de Plaza, NG La Banda suelta una cálida descarga del tema A Night In Tunisia, del trompetista Dizzy Gillespie. Tiene mucho sentido que el grupo creador del género timba interprete un clásico del bebop jazz: el líder de NG La Banda, el flautista José Luis Cortés, tocaba con Irakere y Los Van Van décadas atrás. Esta convergencia musical es común en todos los escenarios de La Habana durante la tercera semana de enero, y apunta a la esencia original del evento: la confluencia entre el jazz y la música cubana. Cada año, el Festival Internacional Jazz Plaza convoca a músicos y amantes de la música de todo el mundo para disfrutar de una intensa semana de conciertos, descargas y talleres esparcidos por toda la capital de Cuba en más de veinte escenarios como teatros, salas, universidades, jardines, centros culturales y hoteles. El festival fue fundado en 1980 en la Casa de la Cultura de Plaza por el vocalista Bobby Carcassés. Para su edición número 33 contó con la presencia de muchas de las grandes figuras del jazz: Dee Dee Bridgewater, Joe Lovano, Randy Weston, Chucho Valdés, Yosvany Terry Quintet y Daymé Arocena; y aunque está claramente enfocado en el jazz, la oferta de música cubana, en todos los géneros, marcó el verdadero pulso de la ciudad durante seis días. Entre los conciertos más destacados figuraron el de la inmensa Telmary y Habana Sana, la legendaria y potente Orquesta Aragón, la colaboración del “Tresero Mayor de Cuba” Pancho Amat y el profundo bajista español Javier Colina, y la súper banda de timba Habana D’Primera. En medio de toda esa fuerza musical cubana sobresalió el renombrado bajista y sonero Alain Perez y su Orquesta, cuya presencia en el escenario de la Casa de la Cultura de Plaza fue una revelación completa. Al otro día del concierto, el ex bajista de Paco de Lucía reflexionaba sobre su trabajo actual, influido por sus diez años en el mundo flamenco y muchos más en el jazz, pero cimentado en la música tradicional cubana: “La gente ha encontrado en mí otra cosa, otra forma de sentir, una forma de expresar mucho más abierta, más sincera, más natural, más cercana al mismo tiempo, pero bien cubana, con toda la influencia también del jazz, de los ancestros, del folclore cubano”».

Redpem Jazz Plaza


Sobre REDPEM
La Red de Periodistas Musicales en Iberoamérica (REDPEM.IB) tiene como objetivo conectar a los periodistas especializados en música iberoamericana para intercambiar información, generar  contenidos, trabajar en conjunto con otras redes (de productores, promotores, agentes de prensa y festivales), facilitar contactos y compartir miradas sobre la profesión y, fundamentalmente, sobre el tema que apasiona a todos, la música.
Fundada en 2015, REDPEM agrupa hasta la fecha a profesionales de Argentina, Chile, Colombia, Ecuador, Brasil, Venezuela, México, Estados Unidos y España y ha participado en distintos mercados y ferias musicales de América Latina (Circulart de Medellín, Colombia; FIMPro de Guadalajara, México y el Festival Jazz Ecuador) realizando talleres, debates y conferencias.