Culturas contemporáneas de España y Latinoamérica a diario
-
lunes 21 de septiembre de 2020

Ni una sola palabra de amor

El Niño Rodríguez (director). Con la actuación de Andrea Carballo

Una colección imperdible de mensajes privados en un contestador automático más la imaginación de un dibujante de cómic es la fórmula de un cortometraje que se convirtió en el nuevo furor en la Web.

Qué: Cortometraje

Corría 1998, cuando María Teresa, una argentina en sus cincuentas, separada temporalmente,  le dejó una serie de mensajes a Enrique, su marido. Fueron diez, y hasta hace poco pertenecían a la historia íntima de un matrimonio como cualquier otro, con sus idas y venidas. Quince años después, sucede lo impensado: Javier Rodríguez –dibujante y realizador argentino más conocido como El Niño Rodríguez– encontró en un mercado de pulgas un contestador automático que incluía un pequeño casete con la grabación de esos mensajes, y se enamoró de su contenido. Fue tanto su entusiasmo que, sin dudarlo, decidió filmar un corto con la actriz Andrea Carballo en el rol de María Teresa. En apenas horas, los reproches en intensidad escalonada de María Teresa hacia Enrique, subidos a Youtube bajo el nombre Ni una sola palabra de amor en formato cortometraje, se convirtieron en un verdadero furor. Lo curioso: la verdadera María Teresa se enteró del éxito del corto en la televisión, pero no se dio cuenta que el audio de las voces eran los suyos hasta que su hermano la llamó para avisarle.

Ni una sola palabra de amor