Culturas contemporáneas de España y Latinoamérica a diario
-
domingo 20 de septiembre de 2020

LEM

Veinte años de experimentación dan para muchas conclusiones, y el disfrute sigue estando en el camino, a falta de una meta que no se antoja necesaria. La naturaleza del sonido se atomiza y reformula en este festival que nos enseña a buscar la belleza en el ruido, el ruido en el silencio y el silencio en el estruendo.

Qué: Festival de música experimental
Cuándo: Del 16 al 31 de octubre
Dónde: Barcelona (varios espacios)

Con el diálogo sonoro entre Jean François Pauvros y Jürgen Teller (que tendrá lugar en los Cines Texas) comienza hoy la vigésima edición del LEM, festival de música albergado en múltiples rincones de la Ciudad Condal y que bucea en la experimentación, el ruidismo, la ruptura de esquemas más allá del mero fenómeno rupturista. ¿Rebuscado? No tanto. ¿Un ejemplo de lo plausible que resulta tamaña reflexión? El domingo 25, Zozobra desarrollará un esquema de spoken word… anti spoken word. La solución para resolver la incógnita (que ahondaría en saber qué forma se le dará a ese invento, si no se trata de expresión hablada) es acudir. Barcelona tiene puntitos rojos del virus LEM en todo su mapa urbano: un sarampión que, en perfecta contradicción con su propia naturaleza, puede contraerse una y otra vez, año tras año. Vialka, Cabosanroque (otra forma de ser luthier), Polígono Hindú Astral, Lali Barrière y su reflexión matemática acerca de la creación sonora (quizá admita preguntas sobre la suite de Fibonacci), Blood Quartet, Triulet, los hertzianos Sustainer; la oferta es amplia y variada, e incluye actividades tan magnéticas como la lectura colectiva de Moby Dick en el proyecto Melvilliana. En suma, y volviendo al sarampión: lo causa un paramixovirus capaz de romper la membrana de las células y provocar la fusión de las mismas, formando otras gigantes y multinucleadas. La metáfora cae por su propio peso: rompamos las membranas de nuestra percepción, fusionémonos con otras células que desean ser atacadas. El próximo estímulo/ataque del virus LEM se esconde tras la marquesina más cercana a su hogar, amigo barcelonés. Aterrador… pero tienta un poco, ¿verdad?

> Ver programación completa aquí

LEM

Enlaces relacionados: