Culturas contemporáneas de España y Latinoamérica a diario
-
viernes 19 de julio de 2019

Besos en la espalda

Indios

El quinteto argentino Indios regresa con un álbum que deselectrifica su propuesta y le acerca aún más al sonido de iconos del pop ochentero argentino como Virus o GIT y retrofílicos internacionales como Parcels, Yellow Days o los últimos Arctic Monkeys.

Qué: Disco (PopArt)

Durante muchos años, sobre todo entre finales de los años 90 y los primeros 2000, el llamado «rock argentino» parecía una etiqueta revival al que solo se podía acceder a través de la nostalgia del recopilatorio en doble CD, de la reedición con extras, del vinilo rayado o de la radio FM Mega 98.3.

Sin embargo, los últimos años han servido para que algunos de los mejores registros del pop y el rock argentino de los años 80, encuentren relevos contemporáneos que vuelven a traer el sonido de artistas como Luis Alberto Spinetta (como en el caso de Usted Señálemelo), Fito Páez (como el primer Luca Bocci) o Charly García (Bándalos Chinos).

Y en ese juego de reencarnación y actualización que algunos de los nuevos grandes artistas están haciendo con algunos de los registros más reconocibles del sonido argentino, Indios se erige en su tercer álbum como una suerte de médium entre el sonido de proyectos como Virus, GIT, Miguel Mateos o Suéter y el de los últimos Arctic Monkeys o proyectos como Parcels, Yellow Days, Soft Hair, Her o Homeshake.

Así, en Besos en la espalda hay elegancia, hay sensualidad y hay melodías embriagadoras, que juegan con las cavilaciones del pop más calenturiento. Y aunque en sus dos primeras placas la banda había desarrollado una identidad algo más eléctrica, aunque siempre con el cable a tierra del registro del pop de autor (un juego similar al que jugaron Valentín y Los Volcanes o Viva Elástico, pero que en Indios se manifestó con mayor pegada), en este nuevo álbum planea por atmósferas más vaporosas, como de sauna pop, con riffs circulares, falsetes redondos, sintetizadores y una estética filo-ochentera declaradamente explícita.

Indios deja guiños que van desde Chris Isaak (Borracho en París) al disco-pop (Ya lo sé o Se diluye) o a la elegancia funk-pop del sonido más doméstico (Perdiendo la cabeza o El sol ya estaba ahí) en las canciones más funcionales y adictivas del disco; pero también al legado de los hermanos Moura (Canciones de a dos) o al pop de autor de fogón (Dos galaxias o Tardes de melancolía son las que más suenan a Estelares, otros hijos de Virus). Estos Indios vienen domesticados de base.

Indios Besos en la espalda

Enlaces relacionados: