Culturas contemporáneas de España y Latinoamérica a diario
-
lunes 30 de noviembre de 2020
Bestia Bebé

Gracias por nada

Bestia Bebé

La banda porteña Bestia Bebé estrena guitarrista con su cuarto álbum de estudio, y agrega once canciones a una obra que con cada disco reafirma su lugar de referencia dentro del circuito independiente argentino.

Qué: Disco (Laptra/Sonido Muchacho)

Una banda como Bestia Bebé no se define por los géneros musicales, sino que recurre a ellos para aceitar los ejes de su discurso, cargado de nostalgia, desolación y un poco de bronca contenida.

Su cuarto álbum no es la excepción, porque indaga tanto en tierras del garage como en baladas midtempo edulcoradas con frases ideales para apuntar en la libreta: «Me decís que soy el malo de esa película» o «En lo que no puedo cambiar ya no quiero pensar».

Las participaciones de Santiago Motorizado y Mora Sánchez Viamonte –habitués en todo proyecto con la firma del sello Laptra– aportan uno de los momentos más destacados del álbum con ¿Qué clase de ciudad es esta? Mientras que el pulso rockero se deja lucir en temas como El fin del mundo (otra vez), que incorpora un exquisito riff de sintetizador, o en El podio del TC, donde triunfa la distorsión o cierta reminiscencia a los Arctic Monkeys. De aquí surge la novedad de Boul Viche, que se estrena como guitarrista del grupo.

Quien busque sorpresas en Gracias por nada no las va a encontrar. Es que la discografía de la banda porteña corre por un canal distinto a la idea de evolución y en cambio se aferra, más que nunca, a ser portavoz de su propio tiempo y espacio: esa sonoridad tan indefinible que la historia se ocupó de llamar indie argentino.

Bestia Bebé Gracias por nada

Enlaces relacionados: