Culturas contemporáneas de España y Latinoamérica a diario
-
sábado 19 de septiembre de 2020

El Festival Charco tomará Madrid en julio

Julio será mes iberoamericano en cuanto a música en la capital española. La plataforma Charco propone tres citas en las que se podrá ver en acción a muchos de los nombres más representativos de la escena alternativa de la región. Serán dos noches en la sala Caracol y una tercera en el marco del Cultura Inquieta de Getafe.

La plataforma Charco desplegará todo su arsenal el próximo mes de julio en Madrid, donde llevará a cabo un festival homónimo que se repartirá en tres fechas: miércoles 8, viernes 17 y viernes 24; las dos primeras en la sala Caracol y la tercera en la Plaza de Toros de Getafe, en el marco del festival Cultura Inquieta, que ya suma seis años en la trinchera de la expresión multicultural construida alrededor de música.


Onda Vaga

La idea es crear un festival que lleve al 100% la fidelidad a la idea de intercambio musical por encima (y debajo, y a través) del Atlántico. Así, se podrá disfrutar el 8 de julio del concierto de Onda Vaga, una de las bandas del momento de Argentina, acompañada de El Remolón, alter ego del también argentino Andres Schteingart, productor de música electrónica que experimenta con ritmos latinoamericanos como la cumbia y el reggaeton. Unos días después, el 17, la propuesta es variada en estilo pero con un listón muy alto en cuanto a calidad: estarán Tulsa, presentando su precioso disco La calma chicha; Lisandro Aristimuño, otro ilustre de la escena argentina; Astro, banda chilena que hará bailar con los temas de su nuevo trabajo que presentará para la ocasión; Chancha Vía Circuito, que seguramente volverá a deleitar como fiel abanderado de la nueva electrónica argentina y latinoamericana; Guacamayo DJs, desde Colombia y Alex Casanova, que jugará en casa.


Nacho Vegas

Y si esto es el preámbulo, aun falta la traca final, el festival en el marco de Cultura Inquieta, en Getafe, que ofrecerá más de diez horas de música ininterrumpida. Allí el cartel presenta una alineación magnética. El asturiano Nacho Vegas y el chileno Gepe son, probablemente, los dos imanes de mayor fuerza en un colectivo ocasional que también incluye a otra chilena, Camila Moreno (buena ocasión para entender las razones del culto creciente a esta cantautora de expresividad filosa y apabullante desempeño: no se pierdan su último álbum, Mala madre), el dúo colombiano de neo-folk Pedrina y Río y la indietronica de la banda mexicana Little Jesus, tal vez lo más excitante que ha salido en los últimos tres años de la tierra de Villa. Además, habrá incorporaciones al festejo en fechas próximas. Precios accesibles (hay disponible un bono por 30 euros para las tres fechas), menú sabroso y especiado con recetas para todos los estómagos.

El Festival Charco tomará Madrid en julio

Enlaces relacionados: